Industria (petro)química

Dependiendo del tipo de proceso, la industria petroquímica libera habitualmente aguas residuales a una escala considerable, por ejemplo, aguas contaminadas con petróleo procedentes de las áreas de almacenamiento en depósitos del petróleo, aguas de limpieza de la descarga de cisternas de petróleo, aguas que discurren a partir de las superficies de la refinería y aguas residuales procedentes de los procesos de refino activos, por ejemplo del craqueo catalítico.

La mayoría de los contaminantes presentes en las aguas se encuentran en forma libre y emulsionada, habitualmente una parte más pequeña puede estar en forma disuelta. Además de la separación estática de los aceites libres, esta industria exige un tratamiento más complejo, por ejemplo, un tratamiento que utilice el acondicionamiento químico para descomponer las emulsiones con el fin de facilitar su eliminación o el tratamiento biológico.

Por tanto, cada planta petroquímica requiere un enfoque específico para el cliente y, como consecuencia de ello, cada sistema de tratamiento de aguas residuales se debe diseñar de acuerdo con la situación específica para cada cliente.

Colubris elabora sistemas compactos, eficientes y altamente adaptables para la eliminación de la contaminación de las aguas residuales a un nivel de costes asequible.


Menu
This website uses cookies